domingo, 17 de junio de 2012

CONTROVERSIA

  
     El mundo en que viven nuestros hijos con la condicion de Autismo es envidiablemente hermoso, lleno de fantasias, juegos, inocencia y simplismos, todo aquello que anhelamos en la adultez. Son los propios niños de ¨Nunca Jamás¨, tierra soñada de Peter Pan donde no existen problemas ni preocupaciones, donde solo existe el presente y no importa que depara el futuro, donde no se crece, un lugar paradisiaco donde siempre se es niño.

    En cambio, el mundo con el que lidiamos cada dia está inmerso en la violencia, el egoismo, el interes, y la desesperanza. Plagado de septismos, segregación, tabúes y discriminación, donde no se puede dilucidar entre el bien y el mal, entre la verdad y lo incierto.

    ¿Que sentido tiene arrebatarles la seguridad y paz que les ofrece su mundo si el nuestro dista mucho de lo que deseamos realmente para ellos?

    Antes de intentar por todos los medios posibles de ¨rescatar¨ a quienes sufren de dicha condición del apacible retiro espiritual donde se encuentra su mente, debemos realizar un sin fin de modificaciones en nuestra conducta, comportamiento y pensar a nivel personal y familiar, que sería tan solo el primer paso para la transformación de esta inescrupulosa sociedad en una concientizada y preñada de humanismo, ese del cual hoy estamos prácticamente estériles.Creanme vale la pena. Ellos se lo merecen y nos lo agradeceran.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada